Axel Neri: “Ser modelo no es solo posar ante la cámara”

Axel Neri: “Ser modelo no es solo posar ante la cámara”

Axel Neri (29) es modelo, conductor de radio y TV, y su vida transcurre entre pasarelas, casting, estudios de televisión y fotografías. Está incursionando en el mundo de las redes sociales y se proyecta como un influencer que dará que hablar. En diálogo con Mujeres Divinas nos cuenta detalles de sus actividades y proyectos. Es

Axel Neri (29) es modelo, conductor de radio y TV, y su vida transcurre entre pasarelas, casting, estudios de televisión y fotografías. Está incursionando en el mundo de las redes sociales y se proyecta como un influencer que dará que hablar. En diálogo con Mujeres Divinas nos cuenta detalles de sus actividades y proyectos.

Es oriundo de Paraná, pero lleva años viviendo en Buenos Aires. Cada tanto vuelve a la ciudad a visitar a su familia y amigos. Su esencia y carisma son testigo del porqué de su éxito en la profesión.

¿Cómo es tu vida en Buenos Aires?

Más allá de lo que es la práctica diaria, donde cumplo con ciertos tipos de actividades como el entrenamiento, o los casting, que generalmente son por la mañana, después no tengo una rutina definida. Ahora estoy con toda esta nueva onda de las redes sociales, estoy incursionando como influencer. Me armé un equipo con un fotógrafo, con una productora que me ayuda a armar los outfit, para mostrar un poco de la moda masculina, ya que no hay muchos comunicadores que puedan llegar, a través de las redes sociales, a mostrar diferentes tipos de propuestas.

En paralelo a las redes sociales condujo el magazine televisivo Tenemos Wifi por el canal KZO Entertainmet, hasta que nuevos proyectos lo llevaron a dar un paso al costado. Hoy está enfocado en un nuevo programa televisivo que saldrá muy pronto por un canal abierto y con un conductor muy conocido que ha recorrido todo el mundo.

Has trabajado con muchos modelos, ¿con quiénes te gustó más y con cuál te gustaría trabajar?

En pasarela he trabajado mucho con Ingrid Grudke, es una persona que admiro mucho, ella me ayudó a permitirme salir de los límites del modelaje, atreverme a subir a unas tablas para hacer teatro, a enfrentarme a una cámara, a comunicar, que es algo que yo tenía más relegado. También otra persona con quien trabaje fue Iván de Pineda, él me dio ciertos tips que tenía que seguir y para dónde apuntar la carrera. Es bueno tener un referente o alguien que te pueda acompañar, a mí en su momento me acompañó Pancho Dotto, pero no es lo mismo la visión que te da un representante que la que te da un par, es la misma moneda con diferentes caras. Él me enseñó a no perder el tiempo, de acuerdo al perfil que tenía como modelo, dónde podía explotarlo. Si bien Iván hoy está en otro momento, creo que sería excelente poder cruzármelo y trabajar con él. En forma internacional, Jon Kortajarena, Marlon Teixeira me parece que es un referente para mí por el tipo de perfil de modelo que es. Les miro mucho la carrera y cómo se desenvuelven hoy en día a través de las redes sociales.

Las marcas y las agencias están trabajando mucho con redes sociales, ¿Temés que debido a ello las pasarelas queden relegadas?

Sin dudas sucede. Ya quedaron relegados los cachets de los modelos por el tema de los influencers. Creo que fui de la última generación de modelos de la “old school” (vieja escuela) donde el modelo tenía que hacer las fotos con el fotógrafo, imprimirlas, ponerlas en el book de fotos y golpear la puerta para ir a hacer el casting y que te lo vean. Hoy el casting se realiza presencial cuando el modelo ya está preseleccionado, entonces vas simplemente a ver cómo te queda la ropa y listo. Porque la parte fotográfica o de contenido ya se va en formato digital que te llega por un e-mail o un vínculo compartido en una nube. Y los influencers han hecho que el modelo tenga que reestructurarse o cambiar su esencia, y yo estoy en esa transformación, en contarle a la gente que más allá del modelo de etiqueta que uno puede ser por campañas publicitarias, de ropa, o por presentar una prenda arriba de una pasarela, puede darle voz también a eso. Me desligué de todos los prejuicios, nunca me sentí como el modelo predeterminado, ese modelo que no tiene voz, yo soy todo lo contrario. Es más, si mirás mi perfil de Instagram podés ver fotos de modelos donde presento propuestas de vestir, me gusta la vida saludable y la incorporo con el fitness y con la alimentación sana. Creo que hoy en día está bueno que esto suceda porque le ha permitido y abierto las puertas a muchas personas para trabajar y que son muy buenos.

¿Y a nivel internacional donde has trabajado?

Estuve trabajando para Estados Unidos en la representación de Red Model Management en una agencia de New York, después estuve en Brasil con una agencia de representación de Joy Model Management en Sao Pablo y Río de Janeiro. Tengo dos propuestas para ir el año que viene a trabajar como modelo internacional, pero sinceramente mi objetivo es poder llegar a la televisión, como conductor, como entrevistador, y es allí donde estoy apuntando.

¿Cuál considerás que fue tu mejor trabajo hasta el momento?

El año pasado. Hice parte de la sección de la colección Urban para Hermès la marca francesa. Fue mi mejor trabajo, ni siquiera trabajando para New York me tocó la posibilidad de poder hacerlo. Ese fue mi gran momento, no solo por la exposición mundial por la marca internacional y la categoría que significa, porque es una marca luxury, o sea elitista, sino también por cómo me llegó esa oportunidad. Yo tenía en la cabeza mi desarrollo a través de lo televisivo, estaba el proyecto de Wifi qué no sabía si iba a pertenecer o no y me llega la propuesta de un casting, que te puede suceder una vez en un millón. Mi representante de New York me llama diciendo que las referencias de la marca del modelo que estaban buscando daban exactamente con mi perfil, que había una propuesta para esta campaña, que si me interesaba mandara una foto y eso hice. Les mandé una foto que ya tenía de traje, nunca supe la marca hasta cuando firmé el contrato. Al mes me llegó un e-mail de la agencia de New York diciendo que me habían seleccionado. Fue un antes y un después cómo modelo. Porque después de cuatro años sin ser de categoría modelo internacional volví a las pistas sin querer.

¿Y en Buenos Aires trabajás para agencias o a través de un representante?

Estoy representado por una agencia en la parte de moda que es Cover Model Management cuyo director es Pablo Ursi – hermano de Daniela Ursi -. Es una agencia boutique, somos 25 o 30 modelos de los cuales trabajan muchos afuera y otros acá. Este es un año especial, donde creo que me consagré a nivel personal y respecto a las expectativas que quería lograr, por haber trabajado este año con tres marcas importantes, Key Biscayne, Le Coq y Ona Saez, creo que obtuve el reconocimiento nacional como modelo y eso me enorgullece. Porque uno cree que hacer las cosas ya es lo mejor y todo tiene un proceso de maduración, todo tiene su tiempo.

Sé que te gusta mucho bailar, ¿te animarías a participar en algún reality show?

Sí. Cuando estaba en Paraná hice mucha salsa, mucho axe y en Buenos Aires hice cursos de reggaeton y bailes urbanos, me encanta. Obviamente si tuviera la oportunidad de estar en un reality te diría El Bailando, sin duda alguna. Estuve muy cerca porque cuando hacía “Tenemos Wifi” junto a Flor Viña, se presentó la posibilidad, pero luego se desvirtuó porque no estuvimos más en el programa. Pero me encantaría y creo que sería un muy buen ingrediente para el reality, yo no le tengo miedo a nada.

Participó, en representación de Argentina, de un reality de modelos, con el mismo formato de Next Top Model, pero de Latinoamérica. Se hizo en Punta del Este, Uruguay. Había modelos de Uruguay, Brasil, Paraguay, Colombia, México y Chile. Quedó en segundo lugar. Fueron 45 días de convivencia.

¿Un sueño ideal?

Siempre entendí que el modelaje era un puente para… no sabía para qué, hasta que arranqué en televisión. Un día Fabián Medina Flores me llamó y me dijo están buscando un chico new face y no quieren que sea ni Mario Guerci, ni Hernán Drago, ni Iván de Pineda, para un programa que se está por grabar la segunda temporada. Ahí trabajé no solamente como modelo sino como TV host, o sea como notero, y la conducción estaba a cargo de Sofía Zámolo. Y cuando me topé con ese mundo donde uno tiene que estudiar para poder hacer una nota, una entrevista, me parece fabuloso cómo a través de una conversación uno puede ser mediador de la persona que está entrevistando y dar a conocer su vida, y hacerlo frente a una cámara me pareció extraordinario, sentir esa adrenalina en vivo de la respuesta incierta que uno no sabe qué va a recibir, entonces dije: “esto es lo mío”.

Mi sueño… me encantaría estar en el prime time de la TV argentina con un magazine y con un formato televisivo como tiene Jimmy Fallon, Ellen DeGeneres, sé que el presupuesto en Argentina es cero en comparación con la monstruosidad que maneja la Warnes Bros. Pero me pongo a pensar y sé que en menor medida sería algo así, donde estoy en un momento sentado en un living charlando, y después estoy haciendo un sketch con el mismo invitado, y luego puedo sentarme a hablar con un político que nos cuente y nos informe a través de la propia ignorancia mía que también es reflejada en diferentes puntos de la sociedad, salir y hacer notas en la calle. Me encantaría estar en eso. Que la gente en una hora de programa pueda reírse, informarse y pasarla bien con la compañía televisiva u, hoy en día, desde un celular.

Comenzó sus estudios de abogacía pero los abandonó cuando decidió instalarse en Buenos Aires. Realizó cursos de conducción y entrevistas, de oratoria y de protocolo y ceremonial para poder aplicar en lo que está trabajando. El año próximo comenzará a estudiar locución, mientras continúa incursionando en redes sociales y proyecta su nuevo programa de Televisión. “Mi propia experiencia me ha demostrado que todo se logra a través del trabajo, y te puedo asegurar que duermo tranquilo porque todo lo que tengo lo he logrado con trabajo y dignamente. Entiendo que todo tiene un proceso de maduración y de evolución en el trabajo de cada uno. Y estoy en eso. Ser modelo no es solo posar ante la cámara, tiene un trabajo enorme de casting, de entrenamiento, de cuidado estético más allá de lo que significa una profesión tan solitaria. Y muchas veces si no tenés cierto posicionamiento dentro del ambiente, es una montaña rusa, para los ingresos y para los egresos que uno tiene en la profesión. 

Cortitas:

Facebook, Twitter o Instagram: Instagram

Con quién te sacarías una selfie: con Madonna, ¿y con quién no?: con Cristina Kirchner, sin duda.

Deporte preferido: Natación

Hincha de: Boca

Algún TOC: lavarme las manos cada vez que llego a casa. Meto todo en bolsas. No tengo cortinas en mi casa, las detesto. Corregir los errores ortográficos.

Una virtud: el humor, soy creador de momentos de risas o de buena vibra. Soy muy positivo. Siempre veo el medio vaso lleno.

Un defecto: la ansiedad y la impaciencia. La impulsividad. La estructura. Me cuesta lidiar con los grises.

En la actualidad está sin pareja, pero disfrutando de la vida.

  • Instagram: axelneriok
  • Facebook: Axel Neri
  • Twitter: @AxelNeriOk

También te puede interesar

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no se publicará. Los campos obligatorios están marcados con *