Glaucoma: lo que hay que saber

Glaucoma: lo que hay que saber

Es un conjunto de enfermedades que se caracterizan por la afección del nervio óptico. En la Argentina, lo padecen más de un millón de personas. El control y la detección precoz, fundamentales.

Es una patología silenciosa y mucho más extendida de lo se cree.

¿Qué es el glaucoma?

Es un conjunto de enfermedades que se caracterizan por la afección del nervio óptico. En general, está determinado por el aumento de la presión intraocular, aunque ésta no es la única causa. Esta afección produce la disminución visual y genera una pérdida notoria del campo visual.

¿Qué pasa en el ojo de un paciente con glaucoma?

Generalmente, hay una obstrucción en el filtrado de líquido del ojo, que genera que al no poder evacuarse correctamente, aumente la presión en su interior, promoviendo el daño. Es importante destacar que el glaucoma es la segunda causa de ceguera en el mundo y la primera de ceguera no recuperable (la primera es la catarata).

¿A quiénes afecta principalmente?

Todas las personas están expuestas aunque, se sabe, es más frecuente después de los 40 años. Raramente, puede afectar a niños y jóvenes y es, en algunas ocasiones, hereditario y en otras no. Eso sí, el antecedente familiar de glaucoma debe incentivar el control de presión ocular.

¿Cómo se puede prevenir y/o diagnosticar a tiempo?

El glaucoma es una enfermedad especialmente peligrosa porque es asintomática en su forma más común. La clave es detectarlo a tiempo para poder prevenir sus efectos ya que una vez que se produjo el daño en el nervio y en la visión, éste es irreversible. En los controles oftalmológicos de rutina, los oftalmólogos toman la presión ocular y observan los nervios ópticos de los pacientes con aparatos diseñados con este fin. Si existen dudas diagnósticas, entonces se recurre a estudios más precisos y complejos a fin de determinar con mayor certeza los casos más difíciles.

¿Cómo se trata la enfermedad?

La primera etapa del tratamiento es la colocación de la medicación específica (gotas) en los ojos para disminuir la presión intraocular. Más allá de que las gotas sean bien toleradas, no cumplir adecuadamente con el procedimiento es una de sus principales causas de fracaso en los tratamientos, algo que a menudo se conoce como compliance.

En Oftalmo Centro de la Visión contamos con la mejor tecnología para el cuidado de la salud ocular, hacenos tu consulta en nuestra dirección de San Martín 579, de Paraná, previo turno vía WhatsApp al 3435140800.

(*) Centro de oftalmología.

También te puede interesar

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no se publicará. Los campos obligatorios están marcados con *